¿Se viene una ola de recortes de tasas en Latinoamérica? Comentar esta Noticia


2007-09-13-xl-dolareuro_01
Buenos Aires, ARGENTINA.- Que el 2009 será un año difícil para las economías latinoamericanas no quedan dudas. Al deterioro del contexto internacional que repercute sobre las economías de la región, se le agrega un debilitamiento de la demanda interna en las mismas, algo que no se preveía hace un año atrás.

Es que las posibilidades de que las economías latinoamericanas pudieran mantenerse relativamente al margen de los problemas del mundo desarrollado en esta crisis se apoyaban tanto en los precios internacionales elevados de los commodities de exportación de los países latinoamericanos así como en la fortaleza que observaba la demanda interna en la región.

Si bien la política monetaria de los países latinoamericanos poco pudo hacer para detener las presiones inflacionarias, las mismas han afectado la demanda interna la cual se ha visto frenada también a partir del cuarto trimestre de 2008 por los temores generados por el fuerte deterioro del contexto internacional.

El cambio radical en las condiciones económicas que deben enfrentar los países latinoamericanos ha obligado un giro no menor en la política monetaria de los Bancos Centrales. Hasta poco más de mediados de 2008, los Bancos Centrales de la región se encontraban concentrados en una lucha desigual contra la inflación, dado que enfrentaban con herramientas con influencia sobre variables internas sus economías a factores inflacionarios de origen externo, haciendo a la misma, poco efectiva.

En 2009, con las presiones inflacionarias en retroceso. Los Bancos Centrales Latinoamericanos buscarán acomodar sus políticas monetarias para que las mismas no afecten significativamente al crecimiento del producto. En relación a ello, en una nota publicada por el site “América Económía” se planteaba la posibilidad de una “ola de rebajas” en las tasas de interés de referencia, la cual ya se ha iniciado.

En el artículo que publica “América Economía”, se exponen las expectativas sobre las tasas de interés de los Bancos Centrales de Chile, Brasil, México y Perú en donde los recortes para el 2009 van desde los 50 puntos básicos hasta los 275 puntos básicos.

En la jornada del jueves, el Banco Central de Chile dio lugar a un fuerte recorte en su Tasa de Política Monetaria. El Comité de Política Monetaria decidió un recorte de 100 puntos básicos y anticipó que continuará la tendencia de nuevos recortes en las próximas reuniones.

Vale recordar que hace menos de seis meses, el presidente del Banco Central de Chile manifestaba que difícilmente la institución monetaria podría alcanzar llevar la tasa de inflación dentro de los rangos preestablecidos para antes del tercer trimestre de 2010.

El mismo día Banco Central de Reserva de Perú relajó su política monetaria aunque mantuvo la tasa de interés de referencia para operaciones entre bancos en un 6,50% por cuarto mes consecutivo. A pesar de ello, la autoridad monetaria peruana recortó la tasa de encaje mínimo legal a 6,5% desde el 7,5% anterior.

Para varios analistas de la economía peruana, la inflación dejó de ser una preocupación por lo que el Banco de Reserva de Perú debería dar lugar cuanto antes al ciclo de recortes en su tasa de interés de referencia.

Desde México, se espera que en el mes de febrero el Banco de México comience con los recortes de tasas de interés ante la fuerte desaceleración de la economía mexicana por su estrecha vinculación con la economía estadounidense, epicentro de la crisis.

En Brasil en tanto, incluso existe una propuesta de un grupo de empresarios de que se adelante la reunión del Comité de Política Monetaria (la cual se producirá los días 20 y 21 del corriente mes), buscando anticipar el recorte de tasas para que el mismo tenga un rápido efecto sobre la economía.

Estos recortes en las tasas de interés de referencia de los bancos centrales latinoamericanos no serán los únicos que realizarán los mismos durante este 2009, en vista del panorama económico que las economías de la región deberán enfrentar.

Pero ¿Qué implicancias puede tener esta oleada de recortes en las tasas para las economías latinoamericanas?

En primer lugar, se puede considerar que parte de estos recortes son correcciones de los niveles de tasas de interés que han estado excesivamente elevados si se considera las condiciones internas de las economías latinoamericanas. Es que los Bancos Centrales han respondido al incremento inflacionario originado desde el exterior a través del alza en los precios internacionales de los commodities, incrementando la tasa de interés.

La reducción en las tasas de interés de referencia al achicar los márgenes en relación a las tasas de interés en las economías desarrolladas, producirá un debilitamiento de los tipos de cambios en la región. Dado el contexto internacional recesivo, es poco probable que la mejora en los tipos de cambio implique una mejora de las economías vía el canal externo.

Sí se puede esperar que con menores niveles de tasas de interés se pueda recuperar la demanda interna en las economías de la región. Los sistemas financieros latinoamericanos se encuentran en buena forma y líquidos, con capacidad de generar el financiamiento necesario para estimular el consumo y la inversión en las economías de la región que cuentan con buenos fundamentos macroeconómicos para seguir recuperar su ritmo de crecimiento.

Para que el canal crediticio responda a los recortes en las tasas de interés, será clave que no continúe agravándose la situación en las economías desarrolladas. Es que ello podría incrementar el impacto negativo sobre la región y aumentar los temores que harían que el sistema financiero latinoamericano esté menos dispuesto a prestar.

Si bien se espera que el deterioro en las condiciones de las economías desarrolladas persista en la primera mitad del año, el mismo se irá revirtiendo gradualmente pudiéndose esperar las primeras señales de recuperación a partir del tercer trimestre del año.

Los recortes en las tasas de interés ayudarán al sector privado a reducir el riesgo de posibles bancarrotas en caso de dificultades financieras. Con los recortes en las tasas de interés se da lugar a una mejora en las hojas de balances de las empresas latinoamericanas lo cual aumenta su atractivo.

Los Bancos Centrales latinoamericanos relajarán sus políticas monetarias en 2009 sin temor de generar presiones inflacionarias y con el objetivo de recuperar al menos en parte, el crecimiento económico que la región venía observando.

Si bien la mayor atención está puesta en un posible impulso externo (vía recuperación económica de EE.UU.), para que las economías latinoamericanas se recuperen, en esta oportunidad, el impulso al crecimiento económico puede originarse desde dentro de las economías latinoamericanas.

De este modo, la crisis nos estaría demostrando la fortaleza que han logrado las economías de la región que esta vez no se transformaron en elementos desestabilizadores ni observaron crisis internas producto de shocks externos, sino que mostraron capacidad de absorción del contexto adverso e incluso pueden llegar a demostrar cierta independencia para sostener su crecimiento. Esto último es lo que deberán demostrar.

Nota de la Redaccion de Lanaciondominicana.com

Este articulo fue escrito por Horacio Pozzo el pasado dia 9 de Enero de este mismo ano, por su actualidad con relacion al caso de la Republica Dominicana lo publicamos nueva vez. Dada la importancia del tema, a continuacion reproducimos tambien una nota publicada el viernes pasado en este diario, informando la decision de las autoridades del Banco Central de la Republica Dominicana dando cuenta de una nueva rebaja en las tasas de interes locales.

Las autoridades del Banco Central (BC), en función del compromiso asumido de flexibilizar la política monetaria con el propósito de contribuir a disminuir las tasas de interés del mercado, dispuso nuevas reducciones a partir del próximo lunes de las tasas de interés, incluyendo, las tasas de la ventanilla de colocación directa al público.

La entidad bancaria explica que a partir del próximo lunes dos de febrero, se reducirán las tasas de interés de los Depósitos Remunerados de Corto Plazo (Overnight) de 8.5% a 7.0% anual y Lombarda de 14% a 12.5% anual, para una disminución en ambos instrumentos de 1.5 puntos porcentuales. Mientras que la reducción en las tasas de interés para los plazos de los certificados de inversión colocados a través de la ventanilla directa al público será de 2 puntos porcentuales.

La entidad rectora de la política monetaria prevé que, debido a los niveles de liquidez existentes en el sistema financiero, reflejados en la cuenta de Depósitos Remunerados de Corto Plazo (Overnight), estas reducciones deberán influir en el corto plazo en una disminución significativa de las tasas de interés del mercado financiero.

Asimismo, el Banco Central condiciona dice que continuaría flexibilizando su postura de política monetaria en los próximos meses en función de su objetivo de inflación, la evolución del entorno internacional y las condiciones internas, particularmente, la evolución del sector público y el cumplimiento de sus compromisos presupuestarios.

Indica que estas medidas tienen el objetivo de contribuir a dinamizar la actividad económica, a través de una reactivación de la demanda interna en ausencia de presiones inflacionarias, dados los cambios experimentados por el mercado internacional en lo referente a los precios de los hidrocarburos, materias primas y alimentos.

Un comunicado del BC señala que la reducción de las tasas de interés se sustenta en los resultados macroeconómicos de la economía nacional, dominicana alcanzados al cierre de 2008 y en los pronósticos para el año 2009, en lo referente a la inflación, el crecimiento económico, el sector externo, la política fiscal, el tipo de cambio, así como en las metas establecidas en su Programa Monetario.

Afirma que las cifras preliminares del desempeño del sector fiscal, muestran que el gobierno ha iniciado el proceso de ajuste del gasto público en el presente año de acuerdo a los lineamientos establecidos en el Presupuesto de Ingresos y Ley de Gastos Públicos.

“Con estas importantes reducciones, el Banco Central ha disminuido en lo que va de año, su tasa de interés de política monetaria (overnight) en 250 puntos básicos, situándola a niveles similares a los vigentes a principios de 2008. Asimismo, su tasa de interés Lombarda ha bajado 350 puntos básicos”, precisa el BC, al tiempo a precisar que estas medidas están en consonancia con las adoptadas por bancos centrales de países emergentes.

“El Banco Central continúa enviando señales de flexibilización de su postura de política monetaria, la cual mantendría en los meses subsiguientes en función de su objetivo de inflación, la evolución del entorno internacional y las condiciones internas, particularmente, la evolución del sector público y el cumplimiento de sus compromisos presupuestarios”, indica.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s